TENER COMPASIÓN

Tener compasión es vital para superarte

Tener compasión es algo que poco a poco se ido perdiendo... 
En estos tiempos, ser compasivos es una actitud que se perdido en el mundo...

Pero no por completo, pero...

¿Te has puesto a pensar porqué?...

Es complejo explicarlo realmente a profundidad, sin embargo el mundo y los cambios que ha tenido, influye en la sociedad, una sociedad que ha puesto más su atención en ideologías que solo le han perjudicado.

Ver en gran porcentaje una sociedad escéptica, que ha perdido ser realmente solidaria, de una doble moral  e individualmente ególatra, es sin duda un efecto devastador en donde la compasión no tiene lugar.

¿Como combatir todas estas ideologías y actitudes de hoy?...

Con cariño, con amor, desprendiéndote de esa forma de pensar pensando que hacer un bien a otra persona te hace sentir satisfecho contigo y no solamente eso, un día que tu necesites de alguien más, podrá ayudarte haciendo lo mismo, con mucha comprensión de la vida y labor social.

Todos los seres humanos erramos, nos equivocamos para aprender y poder superarnos día tras día, para entender mejor la vida, el como la vivimos y porque la vivimos. Entonces, es nuestro deber generar compasión por los demás por la razón de comprender que erramos y que las actitudes de los demás no son como nosotros queremos que sean.

Sentir misericordia es apiadarse de una mala actitud, de un sufrimiento, de comprender y tener más empatía por el otro, porque no sabemos a fondo que es lo que le pasa o por lo que está viviendo en su vida.

Es ayudar al menos afortunado, al reservado, al que vive triste y aislado sin emitir ningún tipo de juicio, solo por el placer de ayudar y dar un poco de ti, un poco de compasión.


Muchas veces sentimos rencor, odio o coraje por cosas irrelevantes que nos quitan foco de lo que realizamos la mayor parte del día, sin darnos cuenta con un poco de compasión por nuestros familiares, amigos y conocidos, se resuelven conflictos de manera sencilla.

La compasión vive en ti.

Vive en tu corazón.

Dios, nos ve a diario y con su inmensa misericordia y compasión, nos sigue dando nuevas oportunidades y bendiciones para que nosotros podamos darnos cuenta de lo que realmente es importante en nuestras vidas.

De todas tus decisiones, que sean las mejores para tu vida.

Un Abrazo
Cuaumaciel